junio 24, 2021
Meditacion ansiedad depresion

Meditacion ansiedad depresion

Meditación guiada para la depresión y la ansiedad

Los pacientes con dolor crónico y ansiedad y depresión que obtuvieron una puntuación superior a la moderada en la Escala de Calificación de la Depresión de Hamilton (HDRS) y en la Escala de Ansiedad y Depresión del Hospital (HADS), así como una puntuación moderada en la Escala de Calidad de Vida (QOLS), fueron observados durante ocho semanas, tres días a la semana, durante una hora de entrenamiento de Meditación de Atención Plena con una hora de práctica regular de Meditación de Atención Plena en casa. Se midió el dolor al principio y al final del estudio, y los pacientes recibieron la Impresión Global de Mejora de los Pacientes (PGIC) para puntuar al final.
El programa de entrenamiento de meditación de atención plena fue completado por 47 pacientes. La depresión, la ansiedad, el malestar y la sensación general de progreso de los pacientes mejoraron significativamente a lo largo del año.

Meditación guiada de 10 minutos para la ansiedad y la depresión

Según el primer análisis sistemático de los datos, aproximadamente una de cada doce personas que intentan la meditación experimenta un resultado negativo inesperado, normalmente un empeoramiento de la depresión o la ansiedad, o incluso la aparición de estos trastornos por primera vez. “Funciona bien para la mayoría de la gente, pero ciertamente se ha exagerado y no es uniformemente beneficiosa”, afirma Miguel Farias, de la Universidad de Coventry (Reino Unido), uno de los autores del estudio.
Hay varias formas de meditación, pero una de las más comunes es la meditación de atención plena, en la que las personas se concentran en sus propios pensamientos y emociones o en las sensaciones externas en el momento presente. Muchos organismos del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido la recomiendan como forma de prevenir las recaídas de la depresión en personas que ya han padecido la enfermedad.
La popularidad de la meditación puede deberse, en parte, a una mayor comprensión de los efectos secundarios negativos de los medicamentos antidepresivos, así como a las dificultades que tienen algunas personas para dejarlos. Se ha informado de que la salud mental de las personas se deteriora después de empezar a meditar, pero no está claro lo común que es esto.

Meditación para la depresión y la tristeza: mindfulness guiado

Muchas técnicas de meditación tienen su origen en la filosofía budista. Cuando se piensa en la meditación, vienen a la mente visiones de una sala llena de gente sentada con las piernas cruzadas y repitiendo la misma palabra una y otra vez. La meditación trascendental (MT) es una forma de meditación que utiliza un simple mantra para llevarnos a un profundo estado de relajación o a un estado de alerta reparador.
La meditación y la atención plena son dos términos algo similares. Mientras que la mayoría de la gente asocia la meditación con el intento de alcanzar un nuevo estado de conciencia, la atención plena se refiere a tomar conciencia del momento presente. De este modo, se puede considerar la atención plena como un primer paso hacia la meditación. Ambas técnicas pueden ayudarte a reducir la ansiedad al permitirte reducir la preocupación y ser consciente sin tener miedo.
La meditación basada en la atención plena es la forma más común de meditación utilizada en el tratamiento de los trastornos de ansiedad. Jon Kabat-Zinn, el creador de la técnica de reducción del estrés basada en la atención plena (MBSR), inició el movimiento de la atención plena, que dio origen a esta forma de meditación.

Meditación con respiración guiada para la ansiedad, la depresión y el estrés

La meditación de atención plena puede ser una forma importante de aliviar el estrés y la ansiedad, y también puede utilizarse como técnica de afrontamiento del trastorno de pánico. Esta técnica de meditación le ayudará a relajar su mente y su cuerpo al ralentizar los pensamientos acelerados, reducir la negatividad y relajar su mente.
Se ha demostrado en la investigación a través de los grupos de edad, los géneros y las fronteras regionales lo importante que puede ser una actividad. Una revisión de 2015, por ejemplo, encontró que los estudiantes de enfermería que practicaron ejercicios de meditación de atención plena experimentaron una reducción sustancial de la ansiedad y el estrés.
Una encuesta realizada a adolescentes que se enfrentan a la ansiedad en Estados Unidos encontró resultados similares. El modo en que la meditación de atención plena ayuda a las personas -en particular a las que padecen ansiedad y se preocupan a menudo por el pasado o el futuro- a centrarse en el momento presente es un hilo conductor en estos y otros estudios.
Puede que te sorprenda lo difícil que es sentarse en silencio cuando empiezas a meditar. Parte del ejercicio de la atención plena, lo creas o no, consiste en ser consciente de que el acto de sentarse en silencio puede hacer que tus pensamientos se disparen. El truco consiste en estudiar la mente en lugar de juzgarla. Empieza con sesiones breves para familiarizarte con el ejercicio. Puedes ir aumentando el tiempo una vez que hayas desarrollado una rutina más normal y cómoda.

Te pueden interesar

5 min de lectura
5 min de lectura
6 min de lectura
5 min de lectura
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad