septiembre 25, 2021
Alopecia difusa por estres

Alopecia difusa por estres

Alopecia areata difusa

Una de las causas más comunes de la pérdida de cabello difusa no cicatricial es el efluvio telógeno (ET). Provoca mucha ansiedad en el paciente en su fase aguda, que puede aliviarse en gran medida con un diagnóstico seguro. En cambio, la caída del cabello en su forma más crónica puede pasar desapercibida durante mucho tiempo. La posición del dermatólogo a la hora de distinguirla de la pérdida de cabello con patrón más común es crucial en este caso. Puede ser difícil distinguir la TE de otras causas de pérdida de cabello difusa no cicatricial, y la TE se utiliza a menudo como un diagnóstico general. Se han relacionado diversos factores con el desarrollo de la ET, pero no hay suficientes pruebas que los respalden. El papel del estrés en la caída del cabello, tanto como causa como resultado, debe comprenderse plenamente. El objetivo de este análisis es resumir nuestra comprensión actual de esta causa tan común de la caída del cabello. Se intenta ayudar a los lectores a distinguir con precisión la TE de otras causas de pérdida de cabello difusa no cicatricial. Se analizan los posibles factores causales, las vías patogénicas, el aspecto clínico y las opciones de tratamiento.

Alopecia areata difusa vs efluvio telógeno

Causas y tratamientos de la caída del cabello Washington Health Systems Family Medicine Residency, Washington, Pennsylvania, T. GRANT PHILLIPS, MD, W. PAUL SLOMIANY, MD, y ROBERT ALLISON, DO 2017 Sep 15;96(6):371-378 en American Family Physician.
Los pacientes que están experimentando la pérdida de cabello a menudo se pondrán en contacto con su médico de atención primaria primero. Aunque la pérdida de cabello no es una amenaza para la vida, es molesta y tiene un gran impacto en la calidad de vida del paciente. El patrón de pérdida de cabello puede ser evidente, como las calvas que se observan en la alopecia areata, o puede ser sutil, como la pérdida de cabello difusa que se observa en el efluvio telógeno. Como en la mayoría de los casos, el médico debe empezar por elaborar una historia clínica completa y realizar una exploración física. Es importante saber si la pérdida de cabello no es cicatricial y es reversible, o si es cicatricial y es permanente. La alopecia cicatricial es infrecuente y puede estar causada por diversos factores, como los trastornos autoinmunes, incluido el lupus eritematoso discoide. Si faltan los orificios foliculares, lo más probable es que la alopecia sea cicatricial; los pacientes deben acudir a un dermatólogo. En este artículo se tratarán las causas no cicatriciales de la alopecia. Haga clic para ampliar

Pérdida de cabello inducida por el estrés

Puede manifestarse como una pérdida de cabello esporádica que dura menos de seis meses y es total o parcialmente reversible. También puede producirse una caída crónica del cabello como resultado de una pérdida aguda permanente o de una causa metabólica o endocrina general.
También existe un tipo de alopecia localizada, que puede ser difusa si es grave. Esta última forma de alopecia, conocida como alopecia androgenética, suele afectar a unas pocas zonas del cuero cabelludo. En el caso de los hombres, las zonas más afectadas son la coronilla y las sienes, mientras que en el caso de las mujeres, las zonas más afectadas son la coronilla y el nacimiento del cabello.
¿Es posible tratar con éxito la alopecia difusa? Una vez más, todo depende del tipo de caída del cabello. Cuando se han establecido las causas de la caída del cabello aguda o crónica, el tratamiento consiste en tratar los factores que podrían estar causando la alopecia.

Cómo recuperar la pérdida de cabello por estrés

Dosificación de medicamentos: Los redactores y el editor han hecho un gran esfuerzo para garantizar que los procedimientos de recogida y dosificación de fármacos que se describen en este texto sean las directrices y prácticas existentes en el momento de su publicación. Sin embargo, se aconseja al lector que revise el prospecto de cada receta para conocer cualquier cambio en las indicaciones y la dosificación, así como cualquier alerta y precaución adicional, a la luz de las pruebas en curso, los cambios en la legislación gubernamental y el flujo continuo de información relacionada con la terapia y las reacciones a los medicamentos. Cuando el agente recomendado es un medicamento nuevo y/o de uso poco frecuente, esto es especialmente importante.
Descargo de responsabilidad: Las afirmaciones, opiniones y datos de esta publicación son responsabilidad exclusiva de los escritores y colaboradores individuales, no de los editores o redactores. La presencia de publicidad o referencias a productos en la publicación no implica una garantía, aval o aprobación de los bienes o servicios anunciados, ni de su eficacia, calidad o protección. Cualquier daño a las personas o a la propiedad que se derive de las ideas, los procesos, las instrucciones o los artículos a los que se hace referencia en el material o la publicidad no es responsabilidad del editor o del redactor (es).

Te pueden interesar

4 min de lectura
5 min de lectura
5 min de lectura
5 min de lectura
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad